¿Piso de vinil en las paredes?



Como les dijimos en el post anterior Pisos vinílicos y flotantes, opciones de innovación. ¡Sí es posible! Cuando llevas al límite tu imaginación y lo ajustas a tus necesidades puedes hacer de éste material algo increíble.

Si te gusta el estilo rústico y quieres hacer de un espacio en tu hogar algo especial y diferente, esta opción es para ti. No necesitas un procedimiento ostentoso para instalarlas, se hacen de la misma manera tal como en la base de tu hogar, la protección que te garantiza en los pisos te lo duplica en tus paredes, se limpia fácil, ahorras en pinturas, luce fenomenal y es más que seguro que captará la atención de todas tus visitas.

Atrévete a innovar, no está mal darle la oportunidad a la vanguardia y al cambio, recuerda que menos es más cuando sabes elegir los detalles perfectos. El hogar es un templo donde tu estadía debe ser el cargador de tu energía para el mundo.

Pisos vinílicos y flotantes, opciones de innovación.


Cuando introduces nuevos esquemas en tu día a día, sientes la necesidad de recrear cosas que vayan con tu nuevo estilo de vida, si te consideras una persona creativa y vanguardista, podemos presentarte productos que pueden hacer que te sientas mejor y más seguro. 

En este caso queremos hablar de una nueva tendencia en pisos, que no busca desplazar los sistemas tradicionales de las baldosas, pero si busca encajar en algún espacio de tu hogar, su diseño y ergonomía te harán enamorarte de ellos.

Los pisos de vinil presentan una nueva posibilidad de revestimiento en tu hogar, su proceso de instalación es muchísimo más fácil y su calidad es competitiva con otros mecanismos. Su composición se deriva del PVC (policloruro de vinilo), fabricado con tecnología avanzada y avalado internacionalmente.


Dentro de sus cualidades principales conseguimos que se adaptan a un espacio bajo precisión micrométrica, donde éstas se funden perfectamente entre ellas mismas creando una sensación de uniformidad, además alcanzan los más altos escenarios de perdurabilidad y resistencia. Sometido a condiciones extremas, muy superiores a las comunes, el piso de vinil mantiene intacto el aspecto del área gracias a su composición y no es inflamable. Estas increíbles características lo convierten en una impecable solución para ciertos tipos de necesidades, por extremas y muy agresivas que resulten las condiciones ajenas.

Podemos destacar igualmente que son perfectos para espacios de alto tráfico, resiste perfectamente altos niveles de impacto, no se deteriora con la humedad o roces, no se mancha y no cede ante la acción de la luz solar o ante la mayoría de agentes químicos. Mantienen un alto compromiso con el medio ambiente y tienen una gama incontable de diseños los cuales puedes conseguir en presentaciones tipo baldosa (cuadradas) o tipo láminas. 

El material utilizado para pegarlo a las superficies es látex acrílico, ya que éste garantiza retener el menor margen de humedad y es un producto no toxico que tiene un poder de adhesión medio que permite el fácil mantenimiento posteriormente.

Además, no tienes por que limitarte a usarlo sólo en tus pisos, ¡También puedes usarlo en paredes!, dale personalidad a tu hogar, averígualo en el siguiente post ¿Piso de vinil en las paredes?


En el caso de los pisos laminados o pisos flotantes, son más reconocidos por su procedencia en el tiempo, poseen un elegante acabado y se caracterizan por su no complicada instalación. Las piezas de éste revestimiento están elaboradas por una serie de capas, principalmente contiene 2 capas de papel o celulosa tratado con resina sintética y debajo contiene la capa del revestimiento. Seguido de eso en la capa inferior al diseño se encuentra el sustrato hecho de materiales a base de madera (hdf) y como última capa se le coloca una barrera contra la humedad.

La amplia gama de diseños le ha permitido mantenerse en el mercado satisfactoriamente, muchos consumidores han sustituido el piso de baldosas por estos, pues resulta más atractivo y más económico con una durabilidad similar.



Moldeos del polipropileno, transformaciones útiles

Como haciamos referencia en el post anterior Polipropileno, participante de nuestra rutina. Éste material de Polipropileno es transformado mediante varios procesos los cuales podemos destacar los más empleados:

Moldeo por inyección


Éste tipo de ingeniería se ejecuta por medio de un desarrollo semi continuo que radica en inyectar un polímero, cerámico o un metal hasta fundirlo en un molde cerrado a presión y frío, por medio de un orificio reducido llamado compuerta. En ese molde el material se solidifica, empezando a cristalizar en polímeros semi cristalinos. El producto final se obtiene al abrir el molde y sacar de la cavidad la pieza elaborada. Así se fabrican una extensa gama de piezas, desde juguetes hasta tableros para coches.



Moldeo por soplado


El moldeo por soplado es un desarrollo que se utiliza para crear piezas de plástico huecas como botellas o recipientes desechables, esto se consigue por medio de la propagación del material a través de la presión que ejerce el aire en las paredes de la preforma si se tratase de soplado por inyección. Este desarrollo se constituye de numerosas fases, la primera es la obtención del material a soplar, luego viene la etapa de soplado que se ejecuta en el molde que tiene la geometría final, probablemente haya una etapa intermedia entre ámbas para calentar el material si fuera primordial, a continuación se enfría la parte y al finalizar el proceso se expulsa. Para hacer más simple el enfriamiento de las piezas los moldes están provistos de un sistema de refrigeración y es así como de esta forma se aumenta el nivel productivo.



Termoformado 


La técnica de termoconformado o Termoformado es un desarrollo que consistente en calentar una plancha o lámina de termoplástico semielaborado, de manera que al ablandarse puede ajustarse a la forma de un molde por acción de presión al vacío o por medio de un contramolde. De ésta forma se otorga la construcción de piezas de enorme superficie y estrechas paredes, como son bañeras, cuadros interiores de electrodomésticos, cuadros de puertas de coches o embarcaciones. Toda clase de envases de industria alimentaria, como son vasitos de yogur, hueveras, envases con diferentes cavidades para repostería, tarros particulares de mantequilla o mermelada, al igual que hay otros productos que se fabrican por este procedimiento como son las advertencias de tránsito, complementos de lámparas, cajones, vajillas, envases para alimentos, juguetes, cabinas con transparencia de aviones o limpiaparabrisas de barcos.




Fibras


La fibra de polipropileno es un material bastante resistente y tiene diversos usos, Se utiliza como aditivo para reforzar el concreto en las construcciones, de esta manera se mejora la calidad del mismo ya que le otorga mayor durabilidad y resistencia, evita que se dañe rápidamente y que sufra fisuras por la humedad, también se pueden emplear en la mezcla de pavimentos industriales y hormigones de alta resistencia, al igual que en suelos industriales y túneles.



Extrusión


La extrusión de polipropileno es un desarrollo industrial mecánico, en donde se ejecuta una acción de moldeado del plástico, que por fluído continuo con presión y empuje, se le hace pasar por un molde específico que le ofrecerle la forma deseada. El plástico es calentado hasta el estado de fusión por resistencias que están en el cañón de la extrusora, y el husillo fuerza a la resina a pasar por el cabezal otorgándole la forma deseada, bien sea de lámina, alguna forma cilíndrica como los tubos de PVC y tiras.




Como bien podemos observar, la mayoría de los elaborados de PP están dentro de nuestro uso diario y presentes en nuestra evolución, es un material sumamente moldeable y lo podemos adaptar a nuestras necesidades.