Polimetilmetacrilato y su alto nivel de biocompatibilidad y duración en el cuerpo.



Polimetilmetacrilato y biocompatibilidad y duración en el cuerpo.
Polimetilmetacrilato y biocompatibilidad y duración en el cuerpo.
Desde hace algunos meses se ha hecho más popular el Polimetilmetacrilato, o PMMA por sus siglas, como una opción alternativa al cristal. Igual de transparente, estético y más resistente a los arañazos, este polímero termoplástico brinda aún mayor durabilidad pudiendo ser utilizado en los mismos fines que el delicado cristal.

Desde hace unos años, el producto PMMA está siendo utilizado en técnicas de modelación y retoques para el cuerpo. Realizadas en consultorios, clínicas de estética y salones de belleza de todo el mundo.

El PMMA, es la denominación química de la sustancia sintética que se conoce como acrílico. Reducida a micro esferas pequeñísimas le dan una textura de polvo, es la materia prima de un relleno dermatológico inyectable para quitar arrugas, surcos y pequeñas depresiones en la piel.

Se mezcla con diferentes componentes que varían de acuerdo a su fabricante; posteriormente se suprimen y al cabo de cierto tiempo queda únicamente el polimetilmetacrilato.

Siendo inyectada mediante muy finas agujas, la sustancia penetra en los tejidos y se aloja de forma permanente produciendo la inminente reacción del organismo: generar colágeno para envolver a las micro esferas y sacarlas del cuerpo.

Éste proceso tiene como desenlace un efecto correctivo o de aumento de larga duración, en tanto que las micro esferas no pueden ser eliminadas por el sistema inmunológico ni por el linfático.“ 

Generalmente dura muchos años. Es una alternativa permanente que requiere múltiples sesiones de aplicación, en dependencia de la severidad del desgaste de la zona involucrada. 

Los médicos deben estar especialmente entrenados en su aplicación, debido a la complejidad de suprimir cualquier exceso de producto PMMA como implante y su empleo en el bioplastia. 

Muchos intentos fueron hechos a lo largo de las últimas décadas para mejorar depresiones o cicatrices con los implantes biológicos o artificiales. La mayor parte de estos materiales se reabsorben en cortos plazos. 

Los estudios realizados sobre los compuestos en PMMA aprobaron su alto nivel de biocompatibilidad y duración en el cuerpo. 

Polimetilmetacrilato (PMMA)
Polimetilmetacrilato (PMMA)
Realmente es simple saber lo que es el polimetilmetacrilato (PMMA), ya que se ha convertido en uno de los más populares en los últimos años. Conocer sus beneficios pasa a ser algo simple de ubicar navegando en la red; lo que si queda por fuera son las complicaciones que presentan a largo plazo y las cantidades que deben utilizarse para tener un rango de seguridad esencial y no ocasionar daño alguno al paciente.

Los biopolímeros son compuestos que han sido empleados para el relleno y aumento de diferentes partes del cuerpo, sobre todo glúteos y cara. De origen, en gran parte ilegales en algunos países, han producido grandes daños en la mayoría de las pacientes que han sido víctimas de estos procedimientos. 

En un alto porcentaje se trata de silicona líquida atada a otros productos como el PMMA. Para su venta han utilizado diferentes nombres como células expansivas, dimetilpolisiloxano, PMMA y diferentes nombres comerciales para esconder su origen. 

El PMMA puede causar: 


  • Obstrucción en vasos sanguíneos: generando necrosis de las zonas que son irrigadas por los vasos sanguíneos. 

  • Migración de PMMA, quiere decir que moléculas del pmma pueden salir del sitio donde se inyectó (nariz, labios, glúteos, etc) y desplazarse por el cuerpo. 

  • Endurecimiento: ésto se debe a que mientras más tiempo permanezca el PMMA en el sitio infiltrado, el cuerpo retira el líquido que lo rodea y empieza a adquirir una consistencia dura. 

  • Grandes reacciones inflamatorias o infecciones: peligrosas si se infiltran grandes cantidades y peor aún si es directamente en la glándula mamaria. 

Observando todas y cada una de las posibles complicaciones, y sobre todo el hecho

comprobado que puede migrar a cualquier parte del cuerpo, es esencial tener una conversación exhaustiva con su cirujano plástico sobre todos estos peligros y considerar la posibilidad de un procedimiento alterno. 

La modelo Brasileña Andressa Urach, estuvo en cuidados intensivos luego de inyectarse este material para aumentar los muslos, producto de un choque séptico que sufrió cuando efectuaban la intervención para retirar el PMMA que se había inyectado hace 5 años en sus muslos. 

Las personas que se han inyectado PMMA y que todavía no tienen síntomas pueden seguir estas recomendaciones para prevenir la complicación de los mismos: 


  • Jamás inyectarse algo en los gúteos: por ejemplo analgésicos o vitaminas. 

  • Evitar traumatismo en los glúteos: evitar golpes, caídas directas a la parte posterior del cuerpo. 

  • Estar vigilante ante la aparición de los síntomas: tal es el caso de ardor, inflamación o cambio de color de la zona afectada, oscurecimiento o enrojecimiento de la piel, aparición de nódulos o masas extrañas. 

De suceder esto último, se recomienda acudir al médico cuanto antes. Todas las pacientes refieren leves molestias cuando están mucho tiempo sentadas pero ello se puede tomar como un síntoma común y poco importante entre las pacientes que se han inyectado estos productos. 

De esta forma podrá evitar la enorme posibilidad sufrir algunos de los efectos secundarios que pueden llegar a ser fatales.



Polimetilmetacrilato




0 comentarios: