Calentadores de agua a gas: Natural, industriales o solares

Calentadores de agua a gas: Natural, industriales o solares
Calentadores de agua a gas: Natural, industriales o solares una opción ideal para su hogar



A nivel industrial el agua caliente es una materia prima indispensable para poder conseguir diferentes procesos mecánicos y químicos, solo que estos espacios, los calentadores de agua que se emplean son de dimensiones mucho más grandes y con una potencia considerablemente mayor. 

Un calentador de agua para poder funcionar precisa de una buena fuente de energía, entre ellas: gas natural, querosén, lignito, electricidad, gas propano, e inclusive la fisión nuclear, incluso existen calentadores de agua solares.

Los calentadores de agua se han convertidos en algo esencial en cualquier residencia debido a su rol y enorme utilidad que cumplen.

Se entiende por calentador de agua, a un filtro de agua o aparato que efectúa un proceso térmico en el que se usa energía para elevar la temperatura del agua; es de allí donde surge la importancia de estos tipos de instrumentos, la cual reside en el agua caliente, exactamente la misma es empleada tanto para usos domésticos y a la vez comerciales.

Es cierto que con el pasar del tiempo el combustible incrementará su costo por la cual se debe pagar para hacer uso del proceso de calentamiento de agua, donde actualmente el gas natural es entre los más económicos.

Como cualquier otro producto, un calentador de agua tiene una división que se clasifica conforme múltiples factores semejantes tales como: potencia, fuentes de abastecimiento, dimensiones, funcionamiento, entre otros.

Algunos tipos de calentador son:

· Calentador de punto

· Calentador de paso 

· Calentador de acumulación 

· Calderas

Al momento de seleccionar un modelo de equipo es preciso tener presente las necesidades, ¿en cuántos grados se desea acrecentar la temperatura?, el espacio para su localización, el costo del mantenimiento y el clima.


Tipos de calentadores


· Calentadores solares

· Calentadores de agua eléctricos

· Calderas
Calentador de Gas Natural

Los modelos de gas pueden lograr las ocho kcal/s como es el caso de un calentador de dieciocho (18 L/min). 


Calentador de agua con paso progresivo

Asimismo llamados calentadores instantáneos o bien calentadores de flujo, son de tamaño reducido, tanto en los modelos eléctricos y algo más grandes en los modelos de gas natural o bien GLP. 

Son también unidades que se encuentran apagadas, sin ningún tipo de consumo energético, simplemente un sensor automatizado se activa cuando advierten circulación de agua y es allí donde empieza su procedimiento de calentamiento. 

Los modelos eléctricos van desde los ocho mil (8.000 W) hasta los veintidós mil (22.000 W). Los modelos eléctricos están compuestos con resistencias calentadoras de inmersión, mientras que los de gas se encienden con una llama la cual calienta un cambiador de calor y es por donde transita el agua.

Por su parte, los modelos de gas pueden lograr las ocho kcal/s como es el caso de un calentador de dieciocho (18 L/min). 

En cuanto a los modelos avanzados, estos están hechos con controles electrónicos de temperatura y caudalímetros. De esta forma el usuario puede escoger la temperatura que quiere. El supervisor electrónico es capaz de medir el flujo de circulación del agua, al igual que la temperatura de entrada, y también puede graduar la potencia que se le aplicarán a las resistencias del calentamiento, como los modelos eléctricos o bien el tamaño de la llama en los de gas.

Los modelos eléctricos pueden aplicar el 99% de energía consumida al agua, al paso que los modelos de gas alcanzan entre un 80% y 90% de eficiencia. En el caso de los de calentadores de gas la energía no usada es liberada en aire caliente y también CO2.

Los modelos eléctricos se pueden instalar en espacios cerrados puesto que no requieren de ventilación, mientras que los de gas han de ser colocados en lugares con mucha ventilación o instalarlos en lugares reducidos donde se deben orientar los gases que expulsan por medio de un ducto al exterior.

Para elegir la potencia de un calentador de paso se debe conocer qué cantidad de agua se precisa calentar y a cuantos grados de temperatura se quiere elevarla.

La desventaja es, que la presión de agua ha de ser incesante, esta puede verse perjudicada por el suministro del agua por parte de las compañías locales o bien por el género de construcción, en especial edificios, con lo que es preciso colocar una bomba. 


Calentadores de tipo acumulación 

Estos calentadores son los más económicos de explotación; tienen un tanque donde amontonan el agua y la calientan hasta lograr una temperatura escogida en su termostato. La capacidad de depósito es variable que va desde 27litros hasta los modelos de 300L. 

Para escoger el tamaño se debe estimar la cantidad de agua caliente que se pueda requerir en cierto instante, la temperatura de entrada del agua y también el lugar a utilizar.

Estos calentadores tienen el beneficio de proveer agua caliente a temperatura incesante por tantos litros como prácticamente la totalidad de depósito. Por si fuera poco acepta que se abran múltiples grifos al unísono sin que se vea perjudicada la temperatura del agua que provee, a diferencia de los calentadores instantáneos. 

Su desventaja está en el tamaño de su depósito si está mal escogido, puesto que si se llegara acabar el agua caliente amontonada puede pasar un largo tiempo para recuperar la temperatura, lo que depende asimismo de la energía empleada.

Al instante de elegir un modelo de acumulador se debe tener en consideración el tipo y calidad de aislamiento térmico que tiene. Si se elige un modelo económico puede pagarse ese ahorro después en la cuenta de electricidad o bien gas, en tanto que un aislamiento deficiente deja que se escape el calor del agua al entorno, forzando al calentador a gastar más energía para regresar a recobrar la temperatura.

Otro elemento a estimar en esta clase de calentadores es el tiempo de restauración, esto es, la cantidad de litros que el calentador de agua calienta por minuto. Por ejemplo, un calentador de agua con capacidad de 200 litros puede tardar de treinta y cinco (35) a cincuenta (50) minutos en calentar su depósito, mas la velocidad con lo que lo haga depende del modelo o bien la marca del aparato.

Finalmente, se debe tener en cuenta el sitio en donde se pondrá, un calentador para empleo familiar puede tener una altura desde 50 a 170cm. 

Por último, los calentadores de agua de depósito marchan con electricidad e incluso gas. Los eléctricos se aconsejan para interiores debido a que no emiten contaminantes, al tiempo que los de gas LP o bien natural siempre y en todo momento deben utilizarse en exteriores o bien sitios aireados.

Quizás te interese

0 Comentarios

No se permiten nuevos comentarios